4 de marzo de 2012

Mi primer post

Y no os lo creeréis, pero no tengo ni idea de cómo empezar.

Después de muchos meses de insistencia (“¿Por qué no escribes en el Blog?”, “Venga mujer, escribe en el blog”, “Qué rica esta receta, ¿por qué no la cuelgas en el blog?”, etc.) no me ha quedado más remedio que escribir un post. Y, como no tengo el paladar tan fino como el muchacho, pero sí que me encanta andar entre pucheros, todo lo que puedo compartir son algunas de mis humildes recetas.

Y pensaréis que, alimentando prácticamente a diario a semejante “elemento”, las recetas deberían ser dignas de reyes. Pues no os hagáis ilusiones. Las recetas que puedo compartir (las que pruebo, creo, modifico, evoluciono o adapto) son tan sencillas que podría llevarlas a cabo cualquiera. Nada del otro mundo. Y es que, en casa del herrero…

En fin, aprovechando que esta semana da comienzo el Març Gastronòmic (del cual seguro que ya os han informado), pues he pensado en compartir con vosotros una receta sencilla pero muy rica que puede elaborarse con Carxofa Prat: Rape con alcachofas. Espero que no os decepcione…


Ingredientes para dos personas:

-          Una cebolla (o dos cebolletas)
-          Dos dientes de ajo
-          Tres tomates maduros (no muy grandes)
-          Dos patatas
-          Caldo de pescado
-          Dos Carxofes Prat
-          Entre cuatro y seis rodajas de rape (eso depende del “elemento” a alimentar :P)

Elaboración:

Picar la cebolla muy fina y poner en una sartén con un poco de aceite. Cuando esté casi terminando de dorar, añadir los dos dientes de ajo triturados. Dejar un par de minutos, sin que la cebolla se queme, y añadir los tomates cortados a cuadraditos. Con el agua que soltarán los tomates, cortaremos la cocción de la cebolla y todo cocerá a la vez. Salpimentar al gusto y añadir una cucharadita de azúcar para contrarrestar el ácido del tomate.

Cuando las verduras estén cocidas, cortar las patatas a rodajas muy finas y añadir. Cubrir con caldo de pescado. Dejar cocer, aproximadamente 10 minutos mientras limpiamos y cortamos las alcachofas en rodajas muy muy finas (como para un Carpaccio o una tortilla). Las añadimos al guiso y dejamos cocer hasta que las alcachofas estén tiernas. Es el momento para rectificar de sal.

Añadimos las rodajas de rape salpimentadas y un poco más de caldo para cubrir el pescado. Cocer hasta que la carne se separe de la raspa.

Dependiendo de la textura de la salsa, se puede dejar reducir una vez se retire el pescado, o incluso se puede reservar (si es que sobra) para otras recetas, porque el sabor es muy potente.

Servir calentito y listo!

Buen provecho J
Publicar un comentario